La Voluntad de Dios Sea Hecho

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

“Venga Tu reino. Hágase Tu voluntad, Así en la tierra como en el cielo.” (Matt 6:10 NBH)

Por Stephen W. Hiemstra

¿Quien es a cargo de tu vida?

Si Dios está en control de tu vida, entonces quiere participar en la avanza del reino de Dios y a hacer Su voluntad. Jesús les trata como la misma cosa. Recuerde, la poesía hebrea no rima; se duplica. La frase segunda repite la primera frase, pero en palabras diferente. La más sutil la duplicación; la más hermosa la poesía.

Para ver esta duplicación, hágase una pregunta: ¿como lo sabes que has entrada un reino? Un reino empieza donde se obedecen los edictos del rey . Jesús pidió: “Venga Tu reino. Hágase Tu voluntad” (Matt 6:10).

La frase tercera en la oración refuerza la dos primera. ¿Dónde orar Jesús que el reino será? Que sea un reino en la tierra como en el cielo. ¿Dónde orar Jesús que la voluntad de Dios se hará? Que se haga en la tierra como en el cielo. Aspiramos a que la tierra sea como el cielo.

Santiago, el hermano de Jesús, hace eco de esta distinción en la contrasta entre la fe y la acción. Escribe simplemente: “la fe sin las obras está muerta” (James 2:26 NBH). Nuestra fe puede modelar el cielo, sino en la tierra de nuestra acciones deben lo reflectar.

¿Nota el recordatorio sutil de la poder creativa de Dios en la oración de Jesús? Pista: “En el principio Dios creó los cielos y la tierra.” (Gen 1:1 NBH) La tierra está modelar después el cielo en la ordena creativa. Estaría todavía sino por la corrupción de los pecados. En orando el Padre Nuestra, Peticionamos a Dios a restaurar la creación y, en efecto, participáramos en su re-creación.

Un doblete hebreo a veces toma la forma de un contraste negativa. En Salmo 1, por ejemplo, leemos: “Porque el SEÑOR conoce el camino de los justos [sera prosperar], Pero el camino de los impíos perecerá [no sera prosperar].” (Psa 1:6 NBH) Una frase es una bendición de la ley siguió; la otra frase es una maldición de la ley quebrantada. La lógica del patrón nos invita a rellenar los piezas que faltan.

En la oración de Jesús, dos contrastes negativa se implícita. Viene tu reino; no viene mio. Se haga tu voluntad; no hará mía. La sumisión a dios implica la elección de Dios sobre sí mismo.

La Voluntad de Dios Sea Hecho

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: https://bit.ly/Bright_2021

 
Continue Reading

Oración Dia 24

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

Por Stephen W. Hiemstra

Padre Celestial.

Te alabamos por la esperanza del futuro y por el don de la paciencia.

Te alabamos por la visión del Edén y por la promesa de una nueva creación donde se dará a conocer la plenitud de salvación y todas las cosas hechas nuevas.

Porque en Cristo sabemos el fin de la historia.

Tú eres nuestra roca y nuestra salvación.

Para Tí y sólo a Tí sea la gloria.

En el nombre del Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo, Amén.

Oración Dia 24

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: https://bit.ly/Bright_2021

Continue Reading

En la Tierra Como en el Cielo

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

“Venga Tu reino. Hágase Tu voluntad, Así en la tierra como en el cielo.” (Matt 6:10 NBH)

Por Stephen W. Hiemstra

Las próximas dos frases en la oración de Jesús—”Venga Tu reino. Hágase Tu voluntad, Así en la tierra como en el cielo”—son una frase en el texto griego. Estas frases repiten el mismo pensamiento de maneras diferentes. Juntos, se expresan de una manera enfático la idea que deseamos la voluntad de Dios a prevalecer en nuestras vidas, no la nuestra. Con esta oración, el discípulo radicalmente comete la corazón y la mente a la logro del reino santo de Dios en la tierra.

Los evangélicos sinópticos empiezan citando la frase famoso de Juan el Bautista: “Arrepiéntanse, porque el reino de los cielos se ha acercado.” (Matt 3:2 NBH) En el evangélico de Mateo, Juan el Bautista introduce la frase, el reino de los cielos, mientras Jesús introduce la frase, el reino de Dios, en los evangélicos de Marco y Lucas. Por lo tanto, mientras el Bautista centra por juicio, Jesús hizo hincapié en salvación (Matt 3:10; Matt 4:23).

¿De donde viene este termino de reino? [1]

Este termino de reino sugiere la restauración de la Jardín de Edén. En Edén vemos un pintura de un mundo sin pecados. Adán y Eva resta con Dios y tienen acceso del Árbol de la Vida. Antes la Caída, no era la muerte, no la lucha, y no la corrupción. Después la Caída, hubo muerte, lucha, y pecados. El reino de los cielos restaura el incorrupto mundo de Edén.

Una pista de esta tema de creación que refleja Edén es la aparición de comportamientos animales extraños y seres espirituales. En Isaías, por ejemplo, leemos:

El lobo morará con el cordero, Y el leopardo se echará con el cabrito. El becerro, el leoncillo y el animal doméstico andarán juntos, Y un niño los conducirá. (Isa 11:6 NBH)

En nacimiento y resurrección cuentas de Jesús, los ángeles aparecen (e.g. Luke 2:10, Luke 24:4). No es sorprendente, el árbol de la vida vuelve en el visión de el Apóstol Juan del cielo (Rev 22:2).

¿Que concluimos de todo esto? La restauración de Edén en el reino nuevo de Dios presenta una imagen de esperanza. La resurrección de Cristo ha inaugurado un reino nuevo que no es aún realizado completamente. En orando para este reino nuevo a llegar, miramos más allá el presente muerte, lucha, y pecados a esperar para el gozo que está por venir.

[1] Strassen y Gushee (2003, 22-23, 35) establecer un paralelismo entre las bienaventuranzas en Mateo 5: 3-10 y Isaías 61: 1-11. Su enfoque en Isaías es atractivo porque el propio Jesús cita Isaías 61: 1 ya en su “sermón llamada” en Nazaret (Luke 4, 18-19).

REFERENCIA

Stasssen, Glen H. and David P. Gushee. 2003. Kingdom Ethics: Following Jesus in Contemporary Context. Downers Grove, IL: IVP Academic.

En la Tierra Como en el Cielo

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: https://bit.ly/Bright_2021

 
Continue Reading

Alaba el Nombre

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

“Ustedes, pues, oren de esta manera: Padre nuestro que estás en los cielos, Santificado sea Tu nombre.” (Matt 6:9 NBH)

Por Stephen W. Hiemstra

El Padre Nuestro nos recuerda a honrar el nombre de Dios a observando el tercero mandamiento—”No tomarás el nombre del SEÑOR tu Dios en vano” —porque todo los otros mandamientos son apalancamiento de él (Exod 20:7 NBH).

¿Porque observar los otros mandamientos, si deshonramos el nombre de Dios?

Las implicaciones practicas de honrando Dios viene porque fuimos creados en la imagen de Dios. Por que somos creado en la imagen de Dios, la vida humana tiene valor intrínseca—valor en si mismo que no cambia con los eventos de la vida. Por que la vida tiene valor intrínseca, no aceptamos discriminación, injusto, abuso, maltrato de prisioneros, armas de destrucción masiva, la eutanasia, el aborto, bebés de diseño, y una serie de otras prácticas detestables. Nuestros derechos humanos—un medida que refleja valor intrínseca—existe porque hemos sido creado en la imagen de un Dios Santo.

Nuestra sociedad capitalista se centra, no en los valores intrínseco, sino en los valores del mercado. Los valores del mercado cambian con las circunstancias—son volátiles. Su valor como una persona depende implícitamente de su productividad. Si eres joven, antigua, o ni capaz de trabajar, entonces usted es un dependiente de una carga por las personas que trabajar. Inherentemente, el enfoque de valores de mercado irrespeta la imagen de Dios. Cuando Dios no se honra; no nos honra.

La fuerte influye de los valores de mercado sobre nuestra auto imagen se explica, en parte, por que las índices de depresión son mas alto entre las grupas de población—como los jóvenes y los ancianos—quien no pueden trabajar. Las tasas de depresión, suicidio, trastornos de ansiedad, y divorcio parecen estar correlacionado, en parte, con el cambio de las perspectivas de empleo.

Cuando el nombre de Dios es deshonrado, seriamos también más propensos a idolatría (Rom 1:21-23). ¿Por qué debo adorar de Dios de la biblia cuando mi ingreso y estatus depende más por mi legacía de la familia, educación, y obra dura? Así que yo naturalmente correo tras cada sustituta para Dios cual operen, como seguros, a amortiguar las altas y bajas de la vida. Alternativa, puedo obsesionarme con la seguridad de mi casa, mi cónyuge, y mi hijos.

La implicaciones de honrando el nombre de Dios se unen en el debate sobre la eutanasia—el derecho de morir. Si mi auto identidad y mi dignidad en sociedad ambos progresivamente sujetado a los mismos valores de mercado, entonces yo seria entregarme mi misma al suicidio asistido precisamente cuando necesito apoyo lo mayoría de mi familia. Y, naturalmente, serian de acuerdo por que yo había ser una carga ambos financieramente y emocionalmente. En consecuencia, la eutanasia es malvado que disfrazar como compasión. Somos creado en la imagen de un Dios Santo que declara que la vida es bueno y santo (Gen 1:31)

Da gloria a Dios. Honra el nombre sobre todos nombres. Tú eres creado en la imagen de Dios.

Alaba el Nombre

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: https://bit.ly/Bright_2021


 

Continue Reading

Oración Dia 22

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

Por Stephen W. Hiemstra

Padre Celestial.

Gracias por estar disponible para nosotros en la persona de Jesucristo y por medio de la persona y ministerio del Espíritu Santo.

Elimina todo el orgullo en nosotros; danos oídos para escuchar; Santifica nuestras oraciónes, nuestras vidas, y nuestra adoración.

Guíanos en nuestras relaciónes como padres y con nuestros familiares.

En el nombre de Jesús oramos, Amén.

Oración Dia 22

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: http://bit.ly/HailMary21

 

Continue Reading

Nuestro Padre Celestial

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

“`Y al orar, no usen ustedes repeticiones sin sentido, como los Gentiles, porque ellos se imaginan que serán oídos por su palabrería.“Por tanto, no se hagan semejantes a ellos; porque su Padre sabe lo que ustedes necesitan antes que ustedes lo pidan.“Ustedes, pues, oren de esta manera:`Padre nuestro que estás en los cielos, . . .” (Matt 6:7-9 NBH)

Por Stephen W. Hiemstra

La primera frase de el Padre Nuestro es obviamente: “Padre Nuestro”.

Venimos antes Dios como un comunidad bajo un Dios soberano. Llamando Dios como padre centra principalmente en su soberanía,ni su género, de Dios [1]. Dios es un soberano benévolo quien desea intimidad en la relación con sus hijos y hijas. No es un compañero dios ni un dependiente dios quien puede ser manipulado. Por lo contrario, dependemos de Dios para el pan cotidiano—no al revés.

Para padres humano quien no son buen modelos a seguir, escritura nos recuerda que Dios es un padre de los sin padres (Ps 68:5 NBH). La escritura no es sólo “dando vuelta una frase” aquí. Una consecuencia de esclavitud en Egipto y más tarde en Babilonia era ilegitimidad, cual impidió muchas hijos Judío de encontrando sus padres para siempre. La palabra, huérfano, se utiliza en más que cincuenta versículos de la escritura—once veces en el libro de Deuteronomio sólo. Jesús si misma asegura nos: “`No los dejaré huérfanos; vendré a ustedes.” (John 14:18 NBH) El amor de nuestro padre celestial para nosotros, Su hijos y hijas, inspira la amor de nuestros padres humanos, no al revés.

La espiritualidad Cristiana tiene un comunal carácter—no es mi espiritualidad; es nuestra espiritualidad. En bautismo, por ejemplo, se nos presenta a Dios y a la iglesia. En comunión, recordamos nuestro bautismo y celebramos nuestra alianza con Dios y unas con la otra. Podemos disfrutar nuestra soledad con Dios mientras que reconocer el papel vital de nuestra comunidad de fe tiene en fomentar nuestra relación con Dios. A su vez, conocemos Dios mejor como nos amamos unos a otros.

El aspecto comunitario de la intimidad de Dios implica que nuestra espiritualidad no se centra sólo en los sentimientos cálidos y difusos. Nuestra espiritualidad no es la espiritualidad del consumidor. Gran panoramas, música grande, poema grande, arquitectura grande y los grandes logros intelectuales todos apuntan a Dios, pero nuestro espiritualidad es inherentemente relacional. Nosotros somos más propensos a ver el rostro de Dios en los rostros de los que nos rodean.

Las historias y parábolas de Jesús hacen esta punta:

“Por tanto, si estás presentando tu ofrenda en el altar, y allí te acuerdas que tu hermano tiene algo contra ti, deja tu ofrenda allí delante del altar, y ve, reconcíliate primero con tu hermano, y entonces ven y presenta tu ofrenda. (Matt 5:23-24 NBH)

Nuestra identidad espiritual es en un Dios soberano y en relaciones correctas con su pueblo. Los dos están misteriosamente vinculados a.

La doctrina de la Trinidad refuerza esta punta. Cada conversación es tres vías. Siempre tenemos usted, yo, y Dios. Dios es arriba nos, entre nos, y dentro nos. En la transcendencia de Dios, Dios es todopoderoso y en control. En la encarnación de Jesucristo, Dios comparte nuestro dolor y ofrece nos un modelo de papel a seguir. En la presencia del Espíritu Santo, Dios nos consuela y nos guía. Somos en relación con Dios en tres personas. Nuestra identidad se define de forma única y independientemente en relación con cada una de las tres personas de la Trinidad (Miner 2007, 112).

¿Pero, por qué El Padre Nuestro se dirigió al cielo? La repuesta obvia es que el cielo está el domicilio de Dios. Otra respuesta obvia es que el cielo se aclara a cuál padre que orar!

Nota que casi todo las peticiones en El Padre Nuestro se centra en Dios, ni nosotros! ¿Escuchamos para la voz de Dios? ¿Nos acercamos nuestro soberano Dios en la humildad apropiada?

[1] La imagen de Dios como “nuestro” padre hace una declaración acerca de Su carácter. Dios es espíritu; no ser ni hombre ni mujer.

Referencias

Miner, Maureen. 2007. “Back to the basics in attachment to God: Revisiting theory in light of theology.” Journal of Psychology and Theology, 35(2), 112–22.

Nuestro Padre Celestial

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: http://bit.ly/HailMary21

 

Continue Reading

Oración Dia 21

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

Por Stephen W. Hiemstra

Dios Todopoderoso, Hijo amado, Espíritu Santo.

Gracias por permitirnos entrar en tu presencia para orar y por estar presente en nuestras vidas cotidianas.

Ilumina nuestras mentes y consagra nuestros corazones.

Ayudanos a estar completamente presentes con los demás y contigo en oración.

En el nombre de Jesús oramos, Amén.

Oración Dia 21

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: http://bit.ly/HailMary21

 

Continue Reading

Cuál es Tu Actitud en Oración?

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

“Y decía: ¡Abba, Padre! Para ti todas las cosas son posibles; aparta de mí esta copa, pero no sea lo que yo quiero, sino lo que tú quieras.” (Mark 14:36 LBA)

Por Stephen W. Hiemstra

El Padre Nuestro cambió radicalmente la actitud de los discípulos sobre oración.

Para entender lo mucho que tuvieron que cambiar las actitudes, piense sobre un Judío del siglo uno y cómo vería la oración de Jesús. En El Padre Nuestro, entramos metafóricamente la ciudad de Jerusalén; pasar entre purificación ritual a los patios exteriores del templo, el paso hacia el lugar santo, y tire hacia atrás el velo del Santo de los Santos. Luego, en el propiciatorio del el Arca del Testimonio, que ponemos en el efod [1], del Sumo Sacerdote y inicia a orar, no a YHWH, sino a papá! Simplemente radical!

Si esta metafórica para oración parece descabellada, considera la viaje última de Pablo a Jerusalén. Pablo llegó en la ciudad en la compañía de otras creyentes (gentiles) probablemente Griegos de Corinto (1 Cor 16:3). Cuando él entró el templo, el empiezo un antidisturbio como unos Judíos quien lo han visto en la ciudad acusó que traer un gentil hacia el templo. Pablo escapó de esta lucha con su vida solamente porque la guardia Romana se lo rescataron (Acts 21:26-32). Esta historia subrayo la punta que era impensable a un Judío que cualquiera persona podría entrar la presencia de Dios—sobre todo en el templo—sino limpieza apropiada, la preparación, y la autoridad.

¿Cuál es tu actitud en oración? ¿Eres reverente o desdeñoso en acercando a Dios? Aunque el vel del templo se rasgó cuando Cristo murió en la cruz [2], Dios es todavía santo y nosotros podamos acercar al propiciatorio sólo por la invitación de Cristo. Al respectando las limitaciones de Dios es un etapa importante en acercando oración. “sean santos, porque Yo soy santo” (Lev 11:44 NBH) dice el Señor Todopoderoso.

[1] Unas prendas ceremoniales usadas por el sumo sacerdote describo en Éxodo 28.

[2] La división del velo del templo se registra en los tres evangélicos sinópticos (Matt 27:51, Mark 15:38 y Luke 23:45). Ejércitos romanos destruyeron el templo durante una revuelta judía en el año 70.

Cuál es Tu Actitud en Oración?

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: http://bit.ly/HailMary21

 

Continue Reading

Oración Dia 20 

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

Por Stephen W. Hiemstra

Padre santo y compasivo.

Te alabamos por creanos en tu imagen.

Te alabamos por el regalo de la vida eterna y el regalo de tu hijo, Jesucristo.

En el poder de tu Espíritu Santo, danos la fuerza para cada día.

Perdona nuestros pecados; sana nuestros corazones; reconcilianos contigo y con los demás.

En el precioso nombre de Jesús oramos, Amén.

Oración Dia 20

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: http://bit.ly/HailMary21

 

Continue Reading

La Vida Eterna

Cubierta por Una Guia Cristian a la Espiritualidad

Por Stephen W. Hiemstra

¿Cual es la vida eterna?

Nuestra vida en Cristo es un viaje que empieza pecaminosa y finito, pero progresa hacia santo y eterna. El progreso hacia la vida eterna requiere ambos restauración espiritual y la sanación de la cuerpo.

Pensamos normalmente de la naturaleza eterna de Dios antes su santidad. Este aspecto primero de la vida eterna es cuantitativa–superación de la muerte a vivir eternamente con Dios. Sin embargo, la correcta linea de pensamiento es al revés: la muerte es la pena para los pecados. En otras palabras, los pecados causan la muerte. El perdón de Dios en Jesucristo quita el pecado, elimina la pena de muerte, y hace la vida eterna posible.

Por desgracia, los pecados no solo inicia una pena de muerte; se contamina a nos y daña nuestras relaciones. Por ejemplo, la conversión del Apóstol Pablo incluyó el perdón de Dios, sino saqueo de la iglesia no fue fácilmente olvido (Acts 8:2). Del mismo modo, el asesino quien se le perdona ha a su culpabilidad removido, pero la vida tomada no ha sido restaurada y sus relaciones rotas permanecerá roto.

Consecuentemente, el aspecto segundo de la vida eterna es cualitativa—a remover la contaminación de los pecados y reconciliar de nuestras relaciones a través de Cristo. El Apóstol Juan escrita: “`Y ésta es la vida eterna: que Te conozcan a Ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado.” (John 17:3 NBH) Estamos una nueva creación en Cristo y reconciliado a él, pero la reconciliación tiene dos partes. La primera parte es reconciliación con Dios y esta completo con la obra de Cristo. La segunda parte es reconciliación con hermanos y hermanas contra quien hemos pecado (2 Cor 5:17-20). Esta etapa final en reconciliación, que puede ser completo con y a través del poder del Espíritu Santo, requiere ambos la santificación de la persona y la participación de la iglesia. Este es un área donde las disciplinas espiritual puede productivamente la mayoría enfoque.

La vida eterna, en consecuencia, se inicia con la obra de Cristo (justificación y reconciliación con Dios), pero continua en la obra de la iglesia (reconciliación con ellos contra quien hemos pecado). Las Buenas Noticias es que en Cristo y a través del Espíritu Santo la obra de Dios en nosotros será ser completa.

[1] Por razón de pecados, estamos separados de Dios en nacimientos y somos destinado a morir por causa de la pena de los pecados—la muerte. En Cristo, vemos la imagen de un Dios santo y eterna. Cristo afecta ambos nuestra mejora moral (pecaminosa a santo) y la sanidad del cuerpo (mortal a inmoral).

[2] John 3:36; Rom 10:9-10.

La Vida Eterna

Ver también:

Prefacio de La Guía Cristiana a la Espiritualidad

Otras formas de participar en línea:

Sitio del autor: http://www.StephenWHiemstra.net

Comprar Libro: http://www.T2Pneuma.com

Boletín informativo: http://bit.ly/HailMary21

 

Continue Reading
1 2 3 8